iconfbicontwittericonyoutubeiconrss

Vinaora Nivo Slider 3.x

0
0
0
s2sdefault

 

Culiacán, Sin 23 de octubre de 2015.- En México se requiere de una ley que sanciones a médicos y directivos de hospitales públicos cuando haya "errores" como los de extirpar ojos sanos, amputar manos o piernas que no están enfermas y otras irregularidades, incluyendo los decesos, demandó el presidente estatal de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y Alimentos Condimentados (Canirac), Mario Zazueta Félix.

Incluso aseguró que en muchos casos de esos "errores" ni siquiera ofrecen disculpas a las personas afectadas ni a sus familiares.

 

Aseguró que ha habido casos en que se extirpan ojos sanos, se amputan manos y piernas que no tienen que ser amputadas, y luego de que se dan cuenta de ello simplemente argumentan que fue "un error".

Lo lamentable de todo, reconoció, es que mientras no haya una ley que deslinde responsabilidades en los casos en que se cometan "errores", todo seguirá igual.

Todo ello, aclaró, sin mencionar la deficiencia que muestran la mayoría de los hospitales públicos en casi todos los servicios que ofrecen a la población, además de que hay una mala calidad en la atención que el personal brinda a los pacientes.

Puntualizó que esa deficiencia y malos tratos no debieran ser, ya que los hospitales públicos no le salen gratis a las autoridades, sino que se les destinan presupuestos gracias a los impuestos que paga la población.

Mínimamente, consideró, todos los hospitales públicos debieran incrementar un 30 por ciento la calidad de sus servicios.

Por otra parte, el dirigente estatal de los restauranteros organizados aseguró que la Cámara Federal de Diputados desperdicia la fuerza laboral del 90 por ciento de sus diputados, ya que en los hechos sólo trabaja el 10 por ciento, y lamentó que ese pequeño porcentaje apruebe incrementos que golpean a la industria restaurantera.

“Por José Ángel Estrada”